La luz que quedó atrapada en una caja de galletas

Hola a tod@s.

Hoy vengo a contaros una nueva y enriquecedora experiencia fotográfica, me refiero a la fotografía estenopeica.

La palabra estenopeica proviene del griego, donde “steno ope” significa “provisto de un pequeño agujero”. Como puede intuirse, la principal característica de este tipo de cámaras es que no poseen lente, sólo un pequeño agujero por donde entra la luz.

Su funcionamiento está basado en el principio de la cámara oscura. Necesitamos una caja estanca a la luz, de fácil apertura y cierre. En ella haremos un pequeño orificio, de unos 0.5 mm aproximadamente. En el extremo contrario a donde hemos hecho el orificio colocaremos material fotosensible (en mi caso papel fotográfico).

Y poco más. Ponemos el papel dentro de la caja (por supuesto en un lugar sin luz para no velarlo) frente al orificio. Tapamos con un poco de cinta aislante el estenopo y cerramos bien la caja, procurando que no tenga ningún resquicio por donde pueda entrar la luz.

Colocamos la caja en el lugar que nos apetezca, calculamos el tiempo de exposición necesario y quitamos la cinta aislante. Una vez termina la exposición volvemos a tapar el agujerito y nos vamos a revelar al laboratorio.

Obtendremos una imagen negativa que positivaremos por contacto.

Aquí os dejo la primera que he conseguido, aunque seguiré con ello!!!!!

IMG_4395_Wordpress

Anuncios

2 thoughts on “La luz que quedó atrapada en una caja de galletas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s